RoyPhoenix 8 julio, 2017

Han pasado 15 años desde que Sam Raimi nos trajo su versión de Spider-Man, la que hasta el momento muchos consideraban la mejor cinta del arácnido y si bien la versión de Andrew Garfield supera en muchos aspectos a la de Tobey Maguire el factor nostalgia no le ayudó en mucho y la que pudo haber sido una buena opción para continuar con las aventuras de Spidey terminó por derrumbarse llevandonos a un nuevo reboot en el que Sony no quiso arriesgar mucho y prefirió aliarse con la casa de las ideas para tener la versión definitiva de Spider-Man.

En una primera instancia la elección de Tom Holland parecía algo descabellado, un actor tan joven en el papel del trepa muros no convencía del todo, ya el tiempo logró dar la razón a Marvel despues de regalarnos una muy buena primera impresión en ‘Capitán América:Civil War’ (Joe y Anthony Russo – 2016) solo nos quedaba la duda de como enfrentaría un proyecto en solitario, para nuestra fortuna el resultado fue muy bien logrado.

La colaboración de Sony y Marvel esta rindiendo frutos y esperemos que esta se extienda más ya que al final somos los espectadores los que más ganamos.

Argumento

Afortunadamente en esta cinta no se nos narra el origen del personaje y sus poderes, sería sinceramente una perdida de tiempo y le restaría al conjunto, si bien se hacen algunas muy vagas referencias a ello no se aborda de una manera directa, centrándose únicamente en como un chico de 15 años trata de adaptarse a ese nuevo estilo de vida y sobre todo como quiere encajar con un grupo de adultos a los que admira.

Son estas ganas de destacar y ser reconocido las que lo llevan involucrarse en problemas y un conflicto que en apariencia está fuera de sus manos, conforme avanza la cinta vemos como Peter progresa personalmente y como por pequeñas que parescan sus acciones estas no dejan de ser importantes.

Este sencillo argumento se explota de una manera bastante buena haciendo que las casi dos horas de metraje vuelen sin desviar la atención de la pantalla y es en los últimos 20 minutos de la cinta, cuando todo parece haber tomado un giro más tranquilo que las cosas se tuercen de una manera repentina y nos lleva a un excelente conflicto final, el cual se resuelve de una manera elegante que nos da una interesante linea para el futuro.

Iron-Man

No cabe duda que el universo de Marvel gira en torno a Tony Stark, si bien fue el inicio del todo este a estado implicado en casi cualquier cinta de Marvel, directa o indirectamente, en esta ocasión el peso de Iron-Man en la historia es fundamental y un punto que liga el MCU con Spider-Man.

Uno de los grandes temores era que está fuera más una cinta de Iron-Man que de Spider-Man, estos fundados por la fuerte campaña de publicidad en la que se le daba tanto foco al personaje de Robert Downey Jr. afortunadamente al final son pocas las escenas en las que aparece y cuando lo hace no desentona y cumple su función de mentor, es curioso ver a Stark fungiendo como figura paterna, algo que no creíamos posible pero que se logra y muy bien.

Vulture

Una de las ironías de la cinta es que Michael Keaton despues de protagonizar la osarisada ‘Birdman’ (Alejandro González Iñárritu – 2014) tomara un papel en una cinta de súper héroes y sobre todo con un personaje que se basa en un ave, fuera de eso fue una gran elección en el reparto y es que la experiencia y calidad del actor se hacen presentes y crea al que tal vez sea el mejor villano hasta el momento del universo cinematográfico de Marvel.

El personaje de Keaton está lejos de los villanos planos que se nos habían mostrado hasta el momento y es que a excepción de Loki (Tom Hiddleston) los villanos de Marvel aportaban muy poco a la historia siendo en su gran mayoría pretextos para que las historias se desarrollaran, Keaton logra que empatices con su personaje, que entiendas sus motivos y hasta cierto punto lo defiendas.

Dirección

Jon Watts logra algo que pocos a logrado y crear una cinta de súper héroes que se posicione rápidamente como una de las favoritas de todos y sobre todo nos muetsra una nueva vision de un personaje bastante conocido y hace nos olvidemos de los trabajos previos, si bien es cierto que se cuenta con una gran cantidad de permisos creativos que lo diferencian bastante de los comics, también es cierto que es el primer Spider-Man que convence del todo.

Las secuencias de acción y los planos acrobáticos están tan bien resueltos y le dan bastante realismo a la cinta, es cierto muchas secuencias tienen truco y es que las batallas de mayor importancia se mantienen cobijadas con la ayuda de la noche, también se tienen buenas escenas a plena luz del día y se resuelven muy bien.

Tom Spidey Hollad

Primero tuvimos un Tobey Maguire que podía convencer como Petter Parker pero ya como Spider-Man el resultado era decepcionante, luego tuvimos a Andrew Garfield que como Spider-Man hacia un trabajo genial pero ya como Parker no convencía, en esta ocasión Marvel y Sony decidieron contar con Tom Holland una decisión arriesgada que no pudo resultar mejor, tenemos por primera vez a un Petter Parker y Spider-Man excelentes.

Se nota mucho como Holland se a estado adaptando al personaje ya que desde ‘Civil War’ al día de hoy hay un gran progreso que de seguir de la misma manera puede darnos muy buenas sorpresas de cara al futuro de la franquicia.

MCU

Algo que no podemos negar es que esta es una cinta de Sony con Marvel como colaborador y que se centra en mostrarnos y abrir el universo de Spider-Man, del cual pronto tendremos la cinta de Venom, la cual recordemos no forma parte del MCU (de momento es lo que asegura Kevin Feige) afortunadamente el MCU se hace presente con Iron-Man y de manera sutil al mostrarnos eventos que causarán un impacto importante en el futuro de este universo.

Estos detalles son tan sutiles que hay que poner atención y sobre todo ligar sucesos para poderlos comprender mejor, movimientos, eventos y algunas acciones son las que podrían no causar un gran impacto el día de hoy pero mirando a futuro son eventos que pueden tener una gran importancia.

Calificación: 9

Sony y Marvel dieron en el clavo, tenemos por fin la que se puede considerar la versión definitiva de Spider-Man en el cine, abra muchos que aún miren con cariño la trilogia de Sam Raimi pero siendo objetivos Tom Holland a llegado para apoderarse del traje y hacernos olvidar lo que anteriormente nos habían mostrado.

Tráiler